Tia Nora


“Sofia, recuerda que en un rato tendremos visita de la tia Nora. Por favor preparate para recibirla.”
le notifica Esmeralda a su hija adolescente.
“Está bien mamá. Me arreglo en lo que termine de leer este libro llamado la melancólica muerte del chico ostra”
le contesta Sofia a su madre.
Al marcar las 3:33 en el reloj, la tia Nora arriba a la casa de la familia de tres.
“Mi hermana, que vieja te ves! Como que te está pasando factura que Luis Carlos te haya abandonado.”
le dice con una sonrisa del tamaño del sol, Nora a Esmeralda.
“Y tu hija como que no ha podido cerrar el pico! Sofia, cómo piensas conseguir un novio así?”
continua expresando Nora, sin permitir que su hermana o sobrina puedan contestar.
“Buenas tardes!” exlama Juan, el hijo de Esmeralda, quién llega de la bodega con una bolsa llena
de carne molida y otra de panes para preparar hamburguesas.
“Y esto qué es? Así de chaparro te quedaste mi sobrino? Si vieras como está mi Cristian. Alto, como un
hombre de verdad.”
le hace saber Nora a su sobrino.
Sin que Juan pueda pronunciar al menos una palabra, Nora le expresa a su sobrino:
“Bueno al menos puedes prepararme una hamburguesa con ese pan y esa carne, chaparrin. Desde ahora te voy
a llamar así. Ah y para Sofia no habrá hamburguesa. Hay que ponerle un fin a su enfermedad ya.”

Anuncios

Cebollas y Dulces


Erika y Federico son una pareja de casados con una hermosa bebé llamada Ruby.
Viven en un modesto apartamento ubicado en el centro de una ciudad que lleva
por nombre “Santa Rita”.
El duo de enamorados trabaja desde casa, manejando un muy exitoso negocio dedicado a la venta
de tortas.
Erika se encarga de elaborar los deliciosos pasteles mientras que Federico
administra los pedidos realizados por los clientes a través de Internet.
Desde que la pequeña Ruby nació hace un mes, Federico siempre se ha ofrecido
lleno de furor quedarse en casa cuidando a la bebé, mientras su esposa
sale a comprar los articulos para la elaboración de las tortas.
Apesar de que muchas veces a Erika le ha parecido extraño este comportamiento
por parte de su esposo, nunca le ha presentado queja alguna a Federico por esto.
Durante dos semanas seguidas, la pareja ha logrado vender númerosas tortas, por lo que
Erika ha decidido salir hoy a comprar los productos necesarios para abastecer
el inventario del negocio.
Antes de que Erika abandonara el apartamento, Federico le pregunta cuanto tiempo
considera ella que se va a tardar en las diligencias.
“Creo que alrededor de dos horas, cariño”
le contesta Erika a su esposo, quién le sopla un beso desde una silla reclinable.
Pasan dos horas y Erika regresa al apartamento con diversas bolsas llenas de los
productos que ha comprado.
“Dios, cada vez está más costoso todo!”
exclama Erika a su esposo, quién le contesta con una risa nerviosa.
“Te pasa algo cariño? Te noto extraño!”
cuestiona Erika a Federico, quién le responda en voz baja que no le ocurre nada.
“Ruby duerme tranquilamente, querida. No has preguntado por ella!”
le expresa con una voz quebrantada y envuelta en nerviosismo, Federico a su esposa.
“Oh Dios! mi hija, que mala madre soy! Vengo con tantas cosas en la mente.Voy a verla!”
le contesta con una voz repleta de pena y angustia, Erika a su esposo.
“Que bella te ves durmiendo mi Ruby. Tu mami te adora mucho!”
le dice con tono lleno de ternura, Erika a su hija.
“Voy a jugar un rato Candy Crush en la laptop de Federico mientras duermes mi bebita!”
expresa Erika envuelta en emoción.
“Umm… Que contendrá esta carpeta llamada Cebollas y Dulces?”
se pregunta Erika llena de curiosidad.
“Mi Rubytaaaaaaaaaaa! Dios miooooo que es esto?”
gita Erika a todo pulmón y con el corazón a millón, al ver el contenido de dicha carpeta.
Federico se acerca a la habitación y le suplica de rodillas a Erika:
“Perdoname mi vida! Te lo ruego!”
Con voz amezanante, Erika le responde a su esposo:
“Dile adios a tu vida Federico! No mereces vivir!”
le grita Erika a su esposo, mientras corre a la cocina en busca de un
cuchillo para dejar sin vida a su esposo.

Gracias por leer el relato. Deje un comentario, con gusto le responderé 🙂

Una mala calificación


“Hijo, me enteré a través de tu maestra que obtuviste un diecinueve de veinte en el examen de Biología”
le dice llena de decepción, Gloria, a su hijo de trece años llamado Enrique.
“Mamá, es que..”
apenas logra pronunciar Enrique antes de ser interrumpido por la mujer que lo trajo al mundo.
“Ya le he dicho a tu padre sobre tu pesima calificación. Aguarda a que llegue para que recibas
el castigo que te mereces.”
le hace saber Gloria a su hijo, quién tiembla en temor por lo que su madre le ha dicho.
“Yo no acepto tener a un hijo bruto. Eso más nunca!”
exclama Juan, el padre de Enrique, a su hijo, al entrar por la puerta de la casa.
En tan solo pocos minutos, Gloria grita a todo pulmón:
“Detenteeeeee Juan! Detenteeeee! Por favooooooooor!”
“Lo has matado, Juan! Has matado a Enriquito! Has matado a mi hijooooo!”
continua gritando Gloria, de rodillas y con el rostro cubierto de lagrimas,
mientras contempla al fruto de su amor con Juan, ensangrentado y sin
signos de vida.

Que tal le ha parecido el microrelato? Deje su comentario. Con gusto lo leeré y le contestaré 🙂

Asperger


Gracias por permitirme conversar con ustedes en esta reunión. Mi nombre es Henry. Odio admitir que tengo el síndrome de Asperger. He sido victima de acoso y burlas a causa de este síndrome la mayor parte de mi vida . Bueno desde los primeros años de la escuela primaria. A partir de ahí he sido victima de acoso y burlas hasta ahora. En la actualidad tengo diecisiete años y pronto comenzaré la universidad. No logro comprender como he durado tantos años de vida. He sido maltratado por un montón de gente durante tanto tiempo que muchas veces deseo que mi vida acabe. Aunque luego me siento horrible por tener esos pensamientos. Ya que son pocos los que están aquí en este salón, compartiré con ustedes algo que me sucedió cuando tenía diez años de edad. Recuerdo eran las doce y treinta del mediodia un trece de mayo del 2008. Yo acompañaba a mi mamá a realizar unas compras en un mini mercado llamado “Valentina” ubicado en la calle “Margarita”. Como era martes, había poca gente comprando asi que me sentía más o menos tranquilo. Mientras mi mamá pagaba por los productos, dos carcineros empezaron a discutir ruidosamente y yo sentía como si mi mente era perforada por un taladro. Cada vez escalaba más la intensidad de los gritos y yo lloraba inconsolablemente pues no soportaba tal tormento.Las risas y los comentarios de las personas que estaban en el mini mercado en ese momento aún me perturban hoy en dia. Recuerdo a una señora de cabello largo y de piel clara que se reía a carcajadas mientras otra señora de cabello corto y piel oscura decia “Y a ese niño loco que le sucede?” “Estas madres de hoy dia que no saben educar a sus hijos” “Y que ocurrió luego Henry? cuentanos por favor”, pregunta Rosanna, una asistente de la reunión, llevada a cabo en el salón principal del centro de apoyo a adolescentes con Asperger de Santa Rita.
“Mi mamá me tomó del brazo, dejando los productos que ya había pagado, y nos fuimos a casa rapidamente en el coche.” “Por qué tu mamá no les dijo algo a esas señoras?”, pregunta Esmeralda, otra integrante del grupo. “Pues, recuerdo que cuando yo le hize esa pregunta, ella solo me contestó: Ellas no entenderían tu problema, mi tesoro. No lo entenderían.”

Odio


El odio sólo produce dolor, más para quién lo siente que contra quién se proyecta.
En esta vida, al final, de una manera u otra, todo se paga.
No debemos permitir que nuestra alma esté llena de ira, odio y resentimiento.
Por el contrario, debemos llenarla de amor.
Es evidente que todos poseemos cualidades negativas.
Sin embargo, poseer cualidades negativas no hace maligna a una persona, por lo tanto no se debe generalizar.
El odio es un sentimiento mezquino que debilita nuestras vidas y nos lleva al abismo.
Por eso debemos alejarnos de quién practique el odio y de aquello que sea tóxico.
Debemos acercarnos a quién nos saque una sonrisa y nos proporcione amor.
De lo contrario, ese terrible sentimiento acabará matándonos.

Psicología y Blogueo


Mientras espera que hierva el agua para preparar una deliciosa pasta, Laura, una estudiante de psicología,
revisa algunas publicaciones hechas en un sitio web llamado reddit.
Entre una entrada y otra, encuentra el enlace a un blog llamado odioaloshombres.
Llena de curiosidad, decide visitar dicho blog.
Solo tiene dos publicaciones de hace un año.
El blog posee en su primer articulo, el siguiente mensaje:
“Hola, si eres hombre, sal de mi blog y mátate. Si eres mujer y odias a los hombres, eres bienvenida.
Si eres mujer y quieres a los hombres, sal de mi blog y reconsidera tu vida.
Ahora si, me presento formalmente.
Mi nombre es Jessica. Soy una mujer de 28 años.
Odio a los hombres.
Por qué?
Hace tres años, mi mejor amiga fue brutalmente violada y posteriormente asesinada por un hombre.
Hace falta que te de más explicaciones?”
La otra publicacion contiene los siguientes mensajes:
“Todos los hombres deben morir”, “Les deseo cancer a
todos los hombres” y “Si los hombres pudieran ser violados, desearia que todos lo fueran”
Revisando otro blog, llamado perdonaladios, Laura lee el siguiente articulo:
“Hola, soy Veronica, la hermana de Jessica, la del blog odioaloshombres.
Cómo podrán haberse dado cuenta, ella no ha publicado más articulos desde hace un año.
La razón por la que no lo ha hecho se la describiré brevemente.
Poco tiempo despues de la última entrada que escribió mi hermana en su blog, nuestro padre
falleció a manos de un maligno cancer.
Un dia antes de que muriera, Jessica y yo fuimos a visitarlo al hospital.
Vestida con una camiseta que contenía la frase “Me baño en las lagrimas de los hombres”,
Jessica saludó friamente a nuestro padre, quién descansaba en su habitación.
Éste, con lagrimas en su rostro, nos dijo “Por favor dejenme solo.”
Y así hicimos.
Al dia siguiente, nuestro papá falleció.
La tristeza que me invadió al recibir esa noticia fue inmensa.
Por otro lado, mi hermana se mostró muy poco afectada.
Sin embargo, durante los proximos dias, Jessica empezó a mostrar signos de que no
estaba bien emocionalmente.
Casí no comía, se bebía botellas enteras de vodka y lloraba intensamente en su habitación.
Cargada por la culpabilidad de la muerte de nuestro padre, mi hermana se quitó su vida.
Lo hizo a tan solo una semana del fallecimiento de quién, junto a nuestra madre, nos crió.
Mi hermana, cuanto te extraño. Y a ti también papá. A mamá y a mi nos hacen mucha falta ambos.”
“Oh Dios, el agua que he pueso a hervir!” exclama y sale corriendo a la cocina, Laura.

Hijo y papá


El corazón de un padre que vivía todo el tiempo malhumorado y regañando a su hijo de seis años,
ha sido llenado de amor.
¿Por quién?
-Por su propio hijo
¿Cómo?
-Pues, un dia, el padre malhumorado ve a su hijo con dos mangos en las manos. De manera
inmediata, le grita desde lo más profundo de sus pulmones y expulsando el más aberrante
desprecio: “!Maldita sea! ¿Piensas comerte dos mangos? !Dos mangos! !Me das uno en este instante!
¿Quién te ha enseñado a ser egoista ah? !Seguro que tu madre!”
El niño acostumbrado a los gritos, no tiembla en temor. Toma un mordisco en un mango, luego
en el otro. Y le entrega a su papá uno de los mangos y le dice: “Toma, papi. Este es el mango
más rico de los dos.”